Devanadoras

Fabricante

Tipo de venta

Estado de la máquina

Lugar

Devanadoras

1 máquinas encontradas
Ordenar por
denominación
denominación
Lugar
Lugar
número de pujas
número de pujas
puja actual
puja actual
cierre
cierre
Vista:
 
máquinas / página
LORENZ LH 3000.1 Decoiler
Asperg
0 ofertas
1,500 €
16/12/2016;13:21
Reciba por email todas nuestras ofertas actuales de esta categoría.

Devanadoras de segunda mano en la industria

Contenido

  1. ¿Qué es una devanadora y para qué sirve?
  2. Algunos ejemplos prácticos del uso de máquina la devanadora
  3. Comprar una devanadora de segunda mano
  4. Fabricantes internacionales de devanadoras
Carrete de segunda mano

¿Qué es una devanadora y para qué sirve?

Muchos productos semielaborados destinados a segunda transformación así como consumibles son suministrados en forma de bobinas, como pueden ser alambres, tubos flexibles, cables de acero o cables eléctricos, hilos y cuerdas, flejes metálicos para embalado y fijaciones o para su transformación o láminas y cintas de materiales plásticos. Tanto en la elaboración de bobinas como en el desarrollo de los productos para su uso o transformación precisamos de devanadoras, o enrolladores, para el desempeño de esta labor.

  • Presentación uniforme de productos enrollados
  • Desenrollo sin deterioro de productos
  • Equipadas con frenos con control electrónico
check1 Calidad check2 Gran oferta check3 Personalizado

Para la confección de bobinas nos servimos de devanadoras motorizadas que suelen incluir también una guía automática para lograr un bobinado del producto uniforme y por capas regulares, elementos que obligan al alambre, por ejemplo, colocarse en paralelo vuelta tras vuelta y así sucesivamente capa tras capa. De esta forma logramos bobinas uniformes en tamaño y longitud de producto, presentación limpia y ordenada, y evitamos deterioro en el posterior desarrollo del producto.

Carrete doble de segunda mano

Algunos ejemplos prácticos del uso de la máquina devanadora

La aplicación más conocida de la devanadora en entorno industrial es quizás su uso en el bobinado de cables y mangueras para aplicaciones móviles y temporales. Facilitan el transporte y almacenamiento de carretes de cables eléctricos y mangueras sin que se retuercen en las operaciones de extensión y recogida. Una forma especial es el enrollador automático con resorte y sistema de retención; resorte que se tensa la extender el cable o manguera y se destensa en su recogida. Es un sistema extraordinariamente práctico aplicado en lugares con mucho uso de herramientas eléctricas y neumáticas.

Los enrolladores tienen también empleo en el tendido de cables eléctricos y de sistemas de distribución de agua, como el riego de campos. Aquí los carretes se fabrican de madera y normalmente se entregan en depósito junto al producto, quiere decir se devuelven después del desarrollo del producto. Los carretes van colocados sobre soportes de la máquina devanadora que permiten su libre giro y a menudo con frenos. Una devanadora es colocadas en muchas ocasiones sobre camiones o remolques.

Carrete doble de segunda mano

Las devanadoras se emplean también con flejadoras junto a dispositivos de tensado, grimpado y corte de bandas y flejes metálicos y plásticos para aplicaciones de embalaje. En metalistería se emplean las devanadoras en la transformación de alambres y cintas metálicas. Estos instrumentos están equipados con frenos que por un lado aseguran la correcta tensión del material en su procesado, y por otro lado evitan que se libere el material bobinado por tensión propia o por inercia. Equipos modernos disponen de control electrónico de estos frenos.

Comprar una devanadora de segunda mano

La devanadora industrial es una máquina muy utilizada para la fabricación de productos como el alambre lashing. Del mismo modo, estas máquinas son también muy demandadas por la comodidad que aportan dentro del sector industrial para transportar y almacenar cables, mangueras o hilos de metal. Es por ello que existe un mercado de venta de devanadoras usadas. Las máquinas devanadoras de ocasión pueden ser una buena opción para empresas o talleres que cuenten con un presupuesto reducido y busquen fórmulas de mejorar sus niveles de trabajo y producción. Estas máquinas son por lo general muy robustas y con un buen mantenimiento pueden ofrecer una larga vida útil. Comprar una devanadora de segunda mano puede ser una buena fórmula para mejorar los niveles de comodidad a la hora de gestionar instrumental de trabajo o para preparar materiales como alambres.

Fabricantes internacionales de devanadoras

RATIOFORM y EMBAMAT, entre otros, fabrican y suministran material y equipamiento de flejado, ASEL, LETAC y G+K fabrican entre otros devanadoras para aplicaciones en metalistería.

Ir al inicio